Internacional

VENEZUELA

España pide a la UE explorar sancionar a Nicolás Maduro si hay referéndum Constituyente

España insiste en que la Asamblea Constituyente no es el futuro de Venezuela EFE (Vídeo) // AFP (Foto)

La solución al deterioro de la situación en Venezuela pasa por alentar a ambas partes a negociar. Esta es la posición de España, apoyada por la Unión Europea, y que Alfonso Dastis, ministro de Exteriores español ha defendido a su llegada al Consejo de Asunto de Exteriores que se reúne este lunes en Bruselas y abordará la cuestión.

Según fuentes comunitarias, el ministro de Exteriores español Alfonso Dastis ha pedido durante una breve intervención al inicio de la reunión que no se descarte aplicar sanciones "individuales y selectivas" en caso de que el proceso constituyente siga adelante y se celebre el referéndum previsto para el próximo 30 de julio.

La salida a la crisis de Venezuela, entiende Dastis, "tiene que ser negociada, democrática y pacífica". Aunque el ministro no ha querido manifestarse acerca de si la consulta popular sobre el proceso constituyente lanzado por Nicolás Maduro es una demostración de fuerza de la oposición, sí ha lamentado la muerte de una mujer durante la misma. "Nos preocupa el deterioro de la situación y nos preocupa la violencia", ha expresado el titular de Exteriores, que ha insistido también en la necesidad de alentar "a las partes a que se sienten a negociar y encuentren un acuerdo nacional que posibilite cumplir con las previsiones electorales".

Para España y para la UE, la única vía para la resolución del conflicto es la celebración de elecciones libres y secretas por sufragio universal. "El futuro es cumplir la constitución", ha insistido Dastis, que ha descartado posibles sanciones al Gobierno de Maduro por el momento. Tanto España como la Unión Europea son partidarios además de potenciar un enfoque regional en la negociación del conflicto. "Estamos en contacto con otros vecinos y actores regionales para ver si entre todos podemos ayudar a que haya esa salida negociada", ha explicado Alfonso Dastis.

El Consejo de Asuntos Exteriores se ha reunido hoy con la participación de Federica Mogherini, jefa de la diplomacia europea, quien ha pedido al Gobierno de Maduro que suspenda el proceso constituyente. "Hemos visto claramente que la consulta organizada ayer por la oposición muestra el deseo del pueblo de Venezuela de alcanzar una solución pacífica", ha declarado Federica Mogherini, al término de la reunión de los ministros de Exteriores de la UE en Bruselas.

A juicio de la Alta Representante, el éxito de la consulta popular celebrada ayer por la disidencia muestra también del rechazo mayoritario al proceso constituyente iniciado por Maduro, que "corre el riesgo de polarizar la situación e incrementar la confrontación". Por eso, Mogherini pide al Gobierno de Nicolás Maduro "un gesto político" para trabajar en pro de una solución pacífica, que pasa por la suspensión del proceso de asamblea constituyente previsto para el próximo 30 de julio.

Sin embargo, al contrario que en mayo, cuando Bruselas ya pidió una salida pacífica y la investigación de los incidentes violentos en Venezuela, no ha habido conclusiones tras esta reunión.